¡Los jugadores posicionales también atacan muy bien!

Muchos aficionados a este juego piensan que  los jugadores posicionales o sólidos, nunca arriesgan o son malos haciéndolo. Pensamientos del estilo “no, yo juego posicional, no voy a sacrificar” son comunes y están muy alejados de lo que realmente debería pasar. Para mostrar este punto de vista voy a mostrar ideas de ataque a través de juegos de uno de los principales jugadores posicionales de todos los tiempos, Petrosian. Lo que diferencia a un jugador posicional de uno táctico o dinámico, al decir de Kasparov, es que en una posición donde hay dos caminos de igual valor, uno va a tomar el camino tranquilo y el otro el camino más dinámico y confrontativo. En cambio, si la jugada claramente mejor es posicional, no importa el estilo, el gran ajedrecista la jugará, y si es dinámica lo mismo. Es decir, hay que jugar según lo que pase en la posición, y no según el estilo.

Por tanto, los objetivos de este artículo son dos:

  1. Mostrar algunas ideas de ataque. La importancia de contar con más piezas que el rival participando de la batalla, la importancia de no perder tiempos y el lugar que tienen los sacrificios en relación a los otros dos elementos.
  2. Hacerlo a través de 3 partidas de Petrosian.